Bombones de san valentín rellenos de coco

1214 Visitas
Rendimientos: 30 Raciones Dificultad: Media Tiempo de preparación: 50 min

Se acerca la fecha de San Valentín, día para celebrar el amor y la amistad.
A pesar de su connotación comercial, su origen no fue así. Cuenta la leyenda que allá por el siglo III, el emperador Claudio II, prohibió los matrimonios de los jóvenes, al no tener así ataduras sentimentales, podían desempeñar mejor su función de soldados. Pero nuestro protagonista Valentín, un cura convertido, se dedicaba a desposar a dichos jóvenes subrepticiamente.
Estos hechos no pasaron desapercibidos para el emperador, que mandó decapitar al pobre Valentín un 14 de Febrero.
Pasando esa fecha a ser celebrada como San Valentín, día de los enamorados, o de la amistad.
Y para celebrar tal fecha, traemos estos ricos bombones rosas rellenos de coco.
Son un detalle perfecto para nuestro amad@, o para un amig@, no excluimos a nadie jejeje.
Espero que los disfrutéis.

Ingredientes

0/6 Ingredientes
Ajustar las raciones
    Relleno
  • Cubierta

Instrucciones

0/6 Instrucciones
  • Ponemos en un cazo todos los ingredientes del relleno, ponemos a fuego suave hasta que estén bien integrados y llevamos a la nevera para que coja cuerpo y sea fácil manipularlo.
  • Ponemos los ingredientes de la cobertura en un cazo al baño maría, y cuanto esté derretido el chocolate removemos para que se tiña todo por igual y pierda temperatura. Para saber si está en su temperatura óptima nos ponemos un poco en los labios o en la muñeca y no debemos notarlo.
  • Con cuidado vamos rellenando los molde elegidos, echamos una cucharadita en cada hueco, y luego le damos la vuelta sobre el bol donde está el chocolate. Así se impregnan bien todas las cavidades y aprovechamos los restos.
  • Llevamos a la nevera para que se endurezca. Cuando esté duro lo sacamos, dejamos que pierda un poco el frío, para que al repetir el proceso no se solidifique demasiado pronto y nos de tiempo a cubrir toda la cavidad.
  • Volvemos a llevar a la nevera, y cuando vuelva a estar duro, con cuidado y con ayuda de los dedos o una cucharita vamos echando porciones de relleno. Yo los hice con los dedos, así lo amoldas mejor al hueco. Una vez tengamos todos los huecos rellenos, echamos otra capa de chocolate, escurrimos bien y pasamos una espátula para nivelar.
  • Llevamos otra vez a la nevera hasta que se solidifiquen por completo, una vez fríos los podemos desmoldar. Para mantenerlos crujientes hasta la hora de comerlos recomiendo guardarlos en un táper en la nevera, luego los sacamos un pelín antes porque si no estarán demasiado fríos, y listos para comer.

Etiquetas

#Bombón  #Bombones  #Coco  #Corazón  #Dulce  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *