Brownie para halloween

687 Visitas
Dificultad: Media Tiempo de preparación: 25 min Tiempo de cocinado: 40 min Tiempo total: 1 h 5 min

Hoy traemos este rico y simpático brownie de halloween. Este bizcocho cementerio es un brownie de chocolate blanco con plátano y nueces, y el tono marrón se lo da la harina de algarroba. Las lápidas están hechas con galletas de canela, y los huesos y decoración con fondant.
Es ideal para hacerlo con los niños, los míos disfrutan ayudando, les encanta meterse en faena y mancharse, amasar el fondant y hacer sus creaciones.

Ingredientes

    Brownie
  • Galletas

Instrucciones

0/10 Instrucciones
    Brownie
  • Machacamos los plátanos con un tenedor y reservamos.
  • Derretimos la mantequilla y el chocolate al baño maría, prefiero hacerlo así y no en el micro porque en éste último es más fácil que se queme, al baño maría lo controlamos en todo momento. Cuando esté derretido y bien mezclado con la mantequilla apartamos del fuego y dejamos atemperar un poco.
  • Una vez atemperado el chocolate lo echamos en el vaso de la amasadora, añadimos el resto de ingredientes menos las nueces y batimos un par de minutos para que se mezcle todo bien.
  • Añadimos las nueces troceadas, nos ayudamos de unas varillas para que se repartan por la mezcla.
  • Forramos un molde de 20 por 25 aproximadamente con papel vegetal. Echamos la mezcla y llevamos al horno precalentado a 180 grados con función ventilador. Lo dejaremos unos 25- 30 minutos, dependerá de vuestro horno.
  • Transcurrido el tiempo lo sacamos, dejamos atemperar y con cuidado lo ponemos sobre una rejilla para que termine de enfriar. Es un bizcocho muy blandito y jugoso.
  • Galletas
  • Mezclamos todos los ingredientes en la amasadora, dejamos un par de minutos y obtendremos una masa homogénea y manejable.
  • La envolvemos en film transparente y llevamos a la nevera por una hora más o menos, para que la mantequilla se endurezca y sea fácil estirarla.
  • Transcurrido el tiempo sacamos la masa de la nevera, la ponemos entre dos papeles de horno y la estiramos con un rodillo. La dejaremos de un grosor de 3 ó 4 mm para que no se rompan las galletas. Con ayuda de algún molde de galletas que tengamos o cualquier herramienta cortamos las lápidas según nos gusten. Con mucho cuidado porque ya estarán un poco blandas quitamos los sobrantes, y las dejamos en el mismo papel donde las hemos estirado, para no toquetearlas demasiado y evitar que se chuchurríen.
  • Las horneamos con el horno a 180 grados precalentado calor arriba y abajo función ventilador. Las dejaremos de 15 a 20 minutos aproximadamente. Pasado el tiempo sacamos y las dejamos en la bandeja hasta que se enfríen un poco, si intentáis cogerlas antes lo más probable es que se rompan. Una vez atemperadas las pasamos a una rejilla. Y listas para decorar a nuestro gusto.

Etiquetas

#Brownie  #Halloween  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *